Pérez Esquivel: “Paraguay tuvo un golpe de Estado apoyado por EE. UU”

http://www.misionescuatro.com/ampliar.php?id=37072&titulo=P%E9rez%20Esquivel:

 

09:24 | El premio Nobel de la Paz y titular del Serpaj Adolfo Pérez Esquivel no dudó en calificar de golpe de Estado la destitución del expresidente Fernando Lugo y consideró que el actual mandatario, Federico Franco “es un traidor”. Pérez Esquivel advirtió que este tipo de “Golpes Blandos” (sin el accionar de las fuerzas del Ejército) también podría suceder en otros países de América Latina. “Debemos estar alerta”, advirtió

 recomendar |  imprimir |
Compartir

(Eldorado) El presidente del Servicio de Paz y Justicia, Adolfo Pérez Esquivel, brindó ayer una entrevista a la FM Génesis de Eldorado, en la que sentó su posición al respecto de lo que consideró un golpe a las instituciones democráticas en Paraguay, tras la destitución del expresidentes Fernando Lugo en menos de 36 horas, en un Juicio Político en el que no se le dio derecho a defensa.

El premio Nobel de la Paz no dudó en señalar que lo ocurrido en Paraguay, “es un golpe de estado contra un presidente elegido democráticamente. Yo percibía que esto iba a suceder, inclusive lo expresé en una nota cuando fue el golpe de estado en Honduras. En ese momento dije que el próximo objetivo, por la debilidad parlamentaria y del gobierno, era Paraguay. Todo esto fue preparado con una serie de hechos de violencia. Con estos hechos trataron de justificar la destitución de Lugo. Esto es muy peligroso para el resto de América Latina. Hay que recordar que también hubo alzamientos en Ecuador y, en este momento, hay uno en Bolivia contra Evo Morales.”

Según Pérez Esquivel, todos los golpes de estado en Latinoamérica fueron fogoneados por Estados Unidos, y esta no sería la excepción. “Aquí no puede haber golpe de estado si antes no se consulta con la embajada de Estados Unidos. Por eso se dice que en Estados Unidos nunca habrá un golpe de estado porque ahí no hay embajada norteamericana. Además se deben tener en cuenta los intereses estratégicos, políticos y económicos en Paraguay, como el Acuífero Guaraní, la presencia de tropas norteamericanas y la base militar en Estigarribia a 200 kilómetros de la frontera con Bolivia. Vemos lo que pasó en Venezuela y lo que puede pasar en el resto del continente latinoamericano. En el caso de Honduras fue muy clara la intervención del gobierno norteamericano. Van a seguir haciendo estos golpes de estados, no con fuerzas armadas sino por medio de las instituciones democráticas”, advirtió.

El titular del Serpaj, consideró positivo que los gobiernos de la región retirarán sus embajadores en el Paraguay, para no avalar el golpe parlamentario, pero advirtió que los mismos no deberían regresar hasta que no se restituya la democracia. “Esta es la posición que tienen que tener la Unasur y el Mercosur, porque de esa forma se impiden los golpes de estado en el continente. Espero que a la larga los gobernantes no restituyan a los embajadores en Paraguay. Espero que no cometan el error que cometieron en Honduras porque al final terminaron avalando al gobierno golpista. Esto es muy peligroso para la salud de la democracia en el continente. Se deben cambiar las democracias delegativas por democracias participativas. Los países deben tener en cuenta lo que puede representar un gobierno antidemocrático como el del vicepresidente Federico Franco en Paraguay para la triple frontera”, enfatizó el referente en la defensa de los derechos humanos a nivel mundial.

“El vicepresidente del Paraguay es un traidor, no tiene otro calificativo. Es un hombre que no respeta ni a su pueblo ni a la constitución de su país. Menos aún al presidente que acaba de destituir. Lo sucedido en Paraguay ya se venía gestando, desde septiembre de 2009 cuando, por ejemplo en el diario argentino Página 12 en la edición del 12 de septiembre de 2011 Franco dijo concretamente que estaba preparado para asumir la presidencia en cualquier momento, en reemplazo de Fernando Lugo”, apuntó Pérez Esquivel.

Finalmente, el premio Nobel de la Paza se refirió al inmediato reconocimiento del gobierno de Franco, por países europeos como Alemania, España y Francia, precisando que esto “no es lo correcto. Se mueven más por sus intereses económicos en la región que por otra cosa y no por el derecho que tiene el pueblo de vivir en libertad y democracia. Esto es lamentable porque un gobierno nuevo como el de Francia que haya reconocido un golpe de estado pone serio cuestionamiento la democracia que estamos viviendo”, concluyó.

MR.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s